Conoces el Tipo de Pezón que Tienes

Como los copos de nieve, no hay dos pezones iguales. Actualmente existen distintas clasificaciones clínicas del pezón. El tamaño y el color de la areola, la cantidad de glándulas de Montgomery y la forma y apariencia del mismo seno pertenecerían a la parte de la estética, mientras que otros términos describen la falta de elasticidad del tejido muscular que forma el pezón.

Contrariamente a una creencia perpetuada por muchas películas de los ochenta, las chicas no andan juntas en topless, llevan ropa interior en las fiestas de pijamas e independientemente del sexo que seamos, en general, no estamos dispuestos a mantener conversaciones los unos con los otros cuando estamos desnudos. Tal vez por ello es que, en realidad, no tenemos un punto de referencia cuando se trata de catalogar como “normal” la forma de los pezones.

Tipos de pezones

Tipos de pezones

Claro está, podemos ver pechos en revistas, películas y tal vez tarde en la noche en los canales con programación para adultos, si nos regimos por los estándares de belleza convencionales que aquí se exponen, no hay mucha diversidad en lo que respecta a los tipos de pezones. Tendemos a pensar que si nuestros pechos no se parecen a los de los medios de comunicación seguramente sea porque son feos o raros.

Existen diferentes categorías de pezones, que se definen de acuerdo a la protuberancia de los mismos en:

  • Normales, estos pezones sobresalen unos pocos milímetros de la areola en su estado normal, pero sobresalen más en la excitación, los cambios de temperatura o la estimulación táctil.
  • Planos, los pezones planos se confunden con la areola. Estos pezones planos sobresalen, aunque menos de lo “normal” con la estimulación, los cambios de temperatura y la excitación. Éstos tienen la capacidad de convertirse en “normales” durante la lactancia.
  • Hinchados, los pezones hinchados tienen prácticamente las mismas características de los pezones “planos”.
  • Invertidos, los pezones invertidos se producen cuando los conductos lactíferos no se estiran adecuadamente durante la pubertad. Los pezones invertidos tienen una apariencia de hoyuelos, doblados hacia la areola. Al igual que con los pezones planos, éstos se pueden extraer del cuerpo a través de la cirugía estética.
  • Unilaterales, esto es cuando un pezón se invierte y el otro no.

Hay tres subcategorías o “grados” de pezones invertidos las cuales se detallan a continuación:

  • Grado 1: Estos pezones pueden sobresalir a través de la excitación, los cambios de temperatura, y la estimulación. También pueden sobresalir a través de la manipulación ligera de los dedos. Es posible la lactancia materna con el grado 1.
  • Grado 2: Estos pezones se pueden sacar, aunque no tan fácilmente a través del método de manipulación. Sin embargo, el grado 2 se retrae de nuevo en la areola después de la presión del dedo. Es posible la lactancia materna con este grado, pero se pueden presentar algunos problemas.
  • Grado 3: Estos pezones están muy retraídos en la areola, lo que significa que no puede ser sacado a través de la manipulación física y por lo general requiere cirugía con el fin de que pueda sobresalir. Los conductos de la leche tienden a estar restringidos, lo que hace imposible la lactancia materna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

 

Please log in to vote

You need to log in to vote. If you already had an account, you may log in here

Alternatively, if you do not have an account yet you can create one here.